Red: un desafío para los conductores de transporte de pasajeros

Red: un desafío para los conductores de transporte de pasajeros

Así como para la mayoría de los habitantes de la capital, autoridades de transportes, municipales, Carabineros, el Metro de Santiago y Empresas Operadoras, el 10 de febrero marca un antes y después en el transporte público de pasajeros, igualmente especial será para un número importante de hombres y mujeres… Los(as) conductores(as) de los buses de las diferentes troncales y alimentadoras del plan de transporte urbano de pasajeros más ambicioso de la historia de nuestra ciudad: Red.

Ellos serán la cara visible del plan y deben estar preparados para, además de conducir correctamente, recibir consultas, felicitaciones y reclamos de los más de 4 millones de usuarios que circulan diariamente por la capital.

Se espera que con el nuevo sistema terminen aquellas peligrosas carreras que hicieron negativamente famosos a los conductores del sistema antiguo, ya que por constituir parte importante de su ingreso mensual, se peleaban a los pasajeros instituyendo lo que algunos denominaron Ley de la Selva. Al no existir ganancia por corte de boleto, el cual es reemplazado por el uso de la Tarjeta Bip, pudiendo cargar y consultar el saldo bip en línea, evitando actitudes temerarias y promoviendo el respeto de la vida propia y de terceros.

También se espera que los conductores sólo se dediquen a conducir, debido a que no tendrán la enorme responsabilidad de cobrar los pasajes, logrando con ello evitar la atención multifocalizada a la que estaban expuestos diariamente, reduciendo un factor de riesgo de accidentabilidad.

No obstante, inevitablemente estarán expuestos a algunas distracciones y en gran medida serán la "contención" del sistema, lo que demandará de ellos una actitud asertiva y eficaz. Serán la primera fuente de contacto del usuario y deberán estar entrenados para aclarar las dudas cuando la tarjeta electrónica no sea reconocida por el lector, sean fuente de consulta respecto a qué bus tomar y deberán conocer suficientemente el nuevo modelo para exponerlo sin problemas.

Todas las respuestas están relacionadas más con conductas que con habilidades que no se cambian con unas pocas horas de capacitación, sino con un trabajo a largo plazo y si es posible con algún tipo de entrenamiento.

Relacionado con lo anterior, se debe privilegiar, junto con muchas horas de Legislación de Tránsito, mecánica e infraestructura vial, temas tan importantes como conducción defensiva y responsable, autocontrol y autoestima, comunicación eficaz, atención al cliente, manejo de reclamos, resolución de problemas, manejo de stress y asertividad.

De lo anterior se puede desprender que junto a toda la experiencia en cuanto a "calle", como se le denomina en la jerga, un conductor o conductora del plan Red debe poseer competencias de carácter relacional que le permitan, sobre todo en esta primera etapa, desenvolverse como un guía y precursor con alto grado de dominio de situaciones complejas.